jueves, 27 de julio de 2017

Tu eres lo que Piensas. Marcos 7.

Resultado de imagen para tu eres lo que piensasLos seres humanos somos emocionales por lo tanto somos lo que sentimos y nuestro sentir está determinado por nuestro pensar.
Jesús les explicaba a quienes creían que la comida contaminaba la forma de ser del hombre: lo bueno o lo malo del hombre sale del corazón en otras versiones dice lo que sale de los pensamientos. V 18-21 “Él les dijo: ¿También vosotros estáis así sin entendimiento? ¿No entendéis que todo lo de fuera que entra en el hombre, no le puede contaminar
Hoy en día es muy común encontrar personas que sufren de depresión y ansiedad constante, podríamos decir que esta es la enfermedad de todos los tiempos.
Para cambiar nuestra manera negativa de ser, debemos tener en cuenta dos cosas importantes.
1. Nuestras emociones representadas por el corazón son engañosas. Jeremías 17: 9 “Engañoso es el corazón más que todas las cosas, y perverso; ¿quién lo conocerá?” no te dejes dominar por tus emociones porque actuaras de manera equivocada.
2. Cambia tu manera de Pensar. Romanos 12: 2 “No os conforméis a este siglo, sino transformaos por medio de la renovación de vuestro entendimiento, para que comprobéis cuál sea la buena voluntad de Dios, agradable y perfecta.” la única forma de hacer que nuestra mente piense diferente es obligándola a creer lo contrario. Joel 3: 10 “Forjad espadas de vuestros azadones, lanzas de vuestras hoces; diga el débil: Fuerte soy.
Que cosas puede producir una mente con malos Pensamientos.
1. Depresión: Porque más allá de las situaciones que hayas vivido, piensas en todo lo triste, lo doloroso y lo que está mal. Te ves a ti mismo como víctima y sufres.
2.Rencor y Falta de Perdón: Porque piensas una y otra vez en lo que te han hecho, y cuánto más lo piensas más herido te sientes y mayor es tu enojo y deseos de vengarte.
3. Fracaso en lo que haces: Porque piensas que no podrás hacerlo bien, que no eres suficientemente capaz, o que a otros les irá mejor que a ti.
Como cuidar Nuestra Manera de Pensar.
1. Evita las Malas Conversaciones. La mayoría de las cosas que escuchamos altera nuestra manera de pensar. 1 Corintios 15: 33 “No erréis; las malas conversaciones corrompen las buenas costumbres.
2. Evita Ver Cosas desagradables en la televisión o en cualquier otro medio. Mateo 6: 22-23 “La lámpara del cuerpo es el ojo; así que, si tu ojo es bueno, todo tu cuerpo estará lleno de luz” muchas veces nos impacta más lo que vemos que lo que escuchamos.
3. Alimenta tu mente con Pensamientos Agradables. Filipenses 4: 8 “Por lo demás, hermanos, todo lo que es verdadero, todo lo honesto, todo lo justo, todo lo puro, todo lo amable, todo lo que es de buen nombre; si hay virtud alguna, si algo digno de alabanza, en esto pensad.” Si tu piensas que estas mal, te verás mal y te sentirás mal.
Ya que de tu manera de pensar depende tú manera de vivir procura siempre tener una mente sana libre de pensamientos que te causen stress o que te impidan disfrutar de la vida.